Imprimir esta página
El Día del Trabajo es momento propicio para reflexionar el avance histórico en la conquista de los derechos de las y los trabajadores Foto: Rubén Pineda

El Día del Trabajo es momento propicio para reflexionar el avance histórico en la conquista de los derechos de las y los trabajadores

Escrito por  Rubén Pineda May 03, 2021

Al conmemorarse el Día Internacional del Trabajo, el senador Napoleón Gómez Urrutia aseguró que la dignificación de las y los trabajadores del país avanza por buen camino, ya que se han dado pasos trascendentales en la defensa de los derechos laborales. Aseguró que se ha empezado a cumplir con la deuda histórica que se tiene con este sector.

Puntualizó que en lo que va del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador se ha frenado la violación a los derechos de las y los trabajadores y se ha impulsado una nueva política salarial, para revertir las deplorables condiciones con las que fueron severamente golpeados en la época neoliberal.

Sin embargo, el también presidente de la Confederación Internacional del Trabajo (CIT) señaló que todavía faltan cosas por hacer para garantizar mejores beneficios y mejor nivel de vida para la clase trabajadora y sus familias, pero sostuvo que existe la firme voluntad para conseguir este objetivo y lograr la transformación del mundo laboral.

Destacó la reciente aprobación de la reforma en materia de subcontratación u outsourcing, con la que se pondrá fin a una larga etapa de violaciones a los derechos laborales, de precarización laboral y paupérrimos salarios, además de combatir la defraudación fiscal, la simulación y el no pago de cuotas en la seguridad social.

También resaltó la aprobación del Convenio 98 de la OIT sobre libertad y democracia sindical, la reforma laboral, la igualdad salarial entre hombres y mujeres y el reconocimiento de los derechos de los y las trabajadoras del hogar, entre otras reformas normativas, cambios que han marcado el inicio de una nueva etapa en las relaciones obrero-patronales.

Gómez Urrutia subrayó que esta lucha de los trabajadores, de los legisladores y del gobierno es para transformar las condiciones de trabajo y para lograr una mayor justicia y dignidad para todas y todos. Habrá de continuar el proceso a pesar de las amenazas y presiones de que son objeto las y los líderes libres y democráticos que buscan defender los derechos y mejorar las condiciones para las personas menos privilegiadas.

Por ello, consideró que este 1º de mayo se debe hacer una reflexión sobre los nuevos tiempos que vive el país y en los que la clase trabajadora no debe quedar fuera, sino por el contrario, ser el motor del cambio, lo cual, agregó, se logrará con unidad y solidaridad.