Esterilizan animales de la calle en Acapulco Foto: Tomada del Facebook

Esterilizan animales de la calle en Acapulco

Escrito por  Patricia Rumbo Abr 16, 2019

Animalistas y veterinarios voluntarios impulsan la esterilización de gatos y perros de las calles de Acapulco para evitar la crueldad animal, con el patrocinio de una donadora anónima.

Decenas de esfuerzos se unieron para reducir la sobrepoblación de perros y gatos, esterilizando y castrando ayer a través de la coordinación de la Casa Albergue Pie de la Cuesta y de la organización ambientalista Guerreros Verdes.

En las instalaciones de la Cabaña Verde, ubicada dentro del parque Papagayo, se recibieron más de 70 animales que habitan las banquetas, calles y vecindarios del puerto sin tener un humano o humana responsable a cargo de ellos.

Los mecanismos establecidos para hacer llegar a los pacientes a la cirugía fueron publicados semanas antes por medio de las redes sociales oficiales del albergue que hospeda animales vulnerables en el poblado de Pie de la Cuesta.

La convocatoria lanzada indicaba que quienes conocieran o convivieran con perros y gatos de la calle, los presentaran y se hicieran cargo de estos durante la semana de recuperación, avalando el acto con su credencial de elector, comprobante de domicilio y número telefónico, para dar seguimiento al cumplimiento de los cuidados.

Los médicos veterinarios voluntarios dijeron que esta sobrepoblación conlleva a una serie de situaciones que afectan tanto a los animales como a las personas, pues el problema se extiende a maltrato animal e insalubridad.

El grupo pro derechos de los animales que cree en la esterilización como medida para prevenir la explosión demográfica de animales en abandono es de los más activos en la ciudad.

Daniela Moreno Mustieles, presidenta de la casa albergue, explicó que la campaña fue financiada por una donadora que prefirió no hacer público su nombre, ni el monto de la inversión.

“Esta primera campaña se pudo llevar a cabo con los esfuerzos y la promoción del equipo responsable del albergue en el que participamos mi mamá, Gaby Mustieles, y yo, también con el apoyo de los Guerreros Verdes, de veterinarios y de una donadora anónima acapulqueña, seguirá invirtiendo y que ha confiado en nuestro trabajo de un año y medio para evitar la reproducción y disminuir el dolor animal”.

Moreno Mustieles describió que todo lo que acompaña al ser humano en este planeta, desde los árboles y los animales tienen un valor.

“Todo lo que está en este mundo existe para que nosotros como seres racionales lo cuidemos, no para que nos aprovechemos de ello, esto es la tenencia responsable de los animales de compañía que no son desechables, ni deben ser lanzados a la calle cuando se aburren de ellos”.

Mencionó que mucha gente critica el amor que se manifiesta a los animales, porque no conoce la respuesta de estos seres que tienen un espíritu que devuelve agradecimiento siempre.

“Un animal rescatado de las calles es muy agradecido, porque reconoce que de todo lo malo que ha vivido, ha encontrado a alguien que le está dando el lugar que le corresponde en el mundo, no abajo, ni arriba, humanizándolos, tiene que haber un equilibrio”.

Sobre las políticas públicas la joven activista señaló que existe un texto llamado Ley de Bienestar Animal que en la vida real de los animales no se lleva a cabo.

“Para operar la ley se necesita voluntad, ganas, más que dinero, porque nosotros con nuestras propias manos siempre hacemos las cosas, si llega a nosotros un apoyo es bueno, pero no dejamos de trabajar con o sin el presupuesto gubernamental del cual no sabemos nada”.

Informó que a la organización que representa llegan diariamente denuncias de crueldad animal, pero a quienes les corresponde aplicar la ley son los gobiernos municipal y estatal.

“La ley la hicieron para decirnos ahí está su ley. En ella se especifica todo, qué hacer en cada caso, cómo multar, castigar y prevenir, pero no hay quien la haga valer”.

Dijo que un claro ejemplo es la desaparición o exterminio oficialmente inexplicado de los gatos que por muchos años habitaron los jardines de la alcaldía de Acapulco, luego de la denuncia de plaga de pulgas hecha por los trabajadores, cuando por obviedad una institución o empresa debe tener un certificado de saneamiento o cumplir ciertos estándares de higiene desde siempre para que se le permita operar.

“Los animalistas y ambientalistas estamos haciendo todo por resolver los problemas de una manera humana, en forma coherente con la Ley de Bienestar Animal, no entendemos cómo quienes deberían estar al frente de la concientización, inversión de recursos y defensa municipal de la vida animal ejercen crueldad en sus propias instalaciones”.

Puntualizó que la decisión de la benefactora detonó el inicio de las campañas gratuitas de esterilización después de desconocer el final de los felinos.

“Luchamos por una ley, peleamos por tener una población animal censada y sana, a veces esto no sucede ni con los ciudadanos, si las autoridades no ayudan a nuestra labor, tampoco que nos perjudiquen”.

Rubén Vázquez Fragoso, a nombre de Guerreros Verdes, expresó que la alianza animalista ambientalista dio como resultado una satisfactoria jornada de trabajo, y que la cabaña queda abierta para las siguientes campañas.

El grupo informó que asistirá a la sesión del Consejo Consultivo de Bienestar Animal este martes en las Sala de Cabildo municipal, sin el derecho de votar, pero sí de ser escuchado.