Blindan Tierra Caliente tras muerte de candidato priísta y tres militares

Escrito por  Jesús Pintor May 10, 2018

Ataque a miembros castrenses en Montegrande y la Iguana, deja tres muertos y tres heridos

La Gendarmería y el Ejército colocaron puestos de vigilancia y revisión y vigilan la zona por aire

Arriban 150 agentes de la PIM en 35 vehículos, encabezados por el vicefiscal de Investigación


Pungarabato, 9 de mayo. Tras la muerte del candidato a la diputación local 17, Abel Montufar Mendoza y tres elementos del Ejército Mexicano la mañana y noche de este martes 8 de marzo, desde la una de la mañana de este miércoles, la zona se empezó a ser vigilada por tierra y aire.

Desde las ocho de la mañana de este miércoles, y con intención de reforzar el presunto operativo ordenado por el gobierno que encabeza Héctor Astudillo Flores, arribaron a este municipio, 150 elementos de la Policía Investigadora Ministerial (PIM) en 35 vehículos, encabezados por el vicefiscal de Investigación, José Antonio Bonilla Uribe, quien coordina el operativo de búsqueda de los culpables de los cuatro asesinatos, informaron.

Tanto la Gendarmería como elementos del Ejército Mexicano, colocaron puestos de vigilancia y retenes de revisión en accesos troncales y secundarios por prácticamente los cuatro municipios del distrito local 17; a la una de la mañana, en Montegrande y la Iguana, la zona donde fueron atacados miembros castrenses con tres elementos muertos y tres heridos, helicópteros de la Fuerza Aérea la sobrevolaron.

Por la mañana de este miércoles, los ministeriales se desplegaron por toda la zona, y los militares prepararon su operativo de búsqueda de los responsables del ataque a los elementos militares cerca del rancho El Pozo, propiedad del extinto candidato a la diputación local del distrito 17, tanto por tierra como por aire con helicópteros que para mejor apreciación, se trasportaron a muy baja altura.

El secretario particular del extinto político coyuquense, Miguel Ángel Aureoles, quien se encontraba en calidad de desaparecido, desde la noche del martes, llegó a su casa, y posteriormente se trasladó a las 12:20 de la mañana del miércoles, para retirarse a las cuatro de la mañana; a la esposa de Abel Montufar, Karina Medrano, le contó una versión.

Aseguró Aureoles que acompañó a Abel Montufar pero que al llegar a una tienda, lo bajó y le dijo que allí lo esperara, y que no supo nada más ni quien fue el que los mandó llamar, por lo que en consecuencia, añadió, desconoce el motivo de la muerte del presidente municipal con licencia de Coyuca de Catalán.

La información proporcionada por la policía sobre el ataque a las fuerzas castrenses la noche de este martes, fue que acudieron a un llamado de auxilio de la familia Montufar al rancho El Pozo, porque había mucha presencia de civiles armados en Montegrande, y que por la mañana del mismo martes, habían sustraído ganado y tractores, propiedad de la familia del político ahora extinto.

Los civiles esperaron a los militares, quienes viajaban en un vehículo particular, y los emboscaron, con el resultado de tres muertos: el teniente de infantería Pedro Chávez González; sargento segundo de infantería Patricio García Hernández; y el cabo de Infantería Raúl Bernal. Y los heridos: los cabos Ofelio Cruz Pérez y Juan Guadalupe Balleza y el soldado Lenin Ocaña de la Cruz.

Luego del ataque llegaron refuerzos de los militares y sitiaron la zona por aire y por tierra, ocasionando que la gente de Montegrande buscara refugio en sus viviendas inclusive sin atreverse a salir hoy por la mañana

En un comunicado del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, señaló que se mantiene un operativo “conjunto con efectivos del Ejército, Policía Federal, Policía Estatal y Policía Investigadora Ministerial, en la región Tierra Caliente, para localizar a los agresores de Abel Montufar, aspirante a diputado local por el distrito 17”.