Imprimir esta página
La pandemia generará una crisis alimentaria: asesor de comisariados Foto: Dassaev Téllez Adame

La pandemia generará una crisis alimentaria: asesor de comisariados

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano y Dassaev Téllez Adame Jun 03, 2020

Reabren negocios comerciantes del mercado Baltazar R. Leyva Mancilla en la capital

Es necesario que el gobierno comience a diseñar estrategias de apoyo al campo, indica Arturo García

Generan manifestaciones el incremento de operativos y las estrictas medidas de sanidad en Chilpancingo


En Atoyac, el asesor de la Coordinadora de Comisariados Ejidales en Costa Grande, Arturo García Jiménez, alertó que la pandemia generada por el Covid-19 generará una crisis alimentaria que afectará principalmente a la gente con menos ingresos económicos, por lo que consideró necesario que los gobiernos federal, estatal y municipal comiencen a diseñar estrategias, principalmente de apoyo al campo, con el fin de impulsar la producción agrícola en los estados y municipios, así como el impulso a los productos de la canasta básica.

Propuso que los presidentes municipales gestionen con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) que apruebe que los ayuntamientos usen los recursos económicos del Ramo 33, principalmente los etiquetados para obra pública, para financiar la producción agrícola en sus municipios, así como proyectos productivos de rápido desarrollo, que ayuden a enfrentar la crisis alimentaria que se avecina.

Aseguró que el impacto económico que ocasionará la pandemia será tan fuerte en la sociedad, que los productores agrícolas usarán las ganancias que obtengan de la comercialización de sus productos para alimentar a sus familias en vez de usarlos para impulsar las nuevas siembras, por lo que la producción de varios cultivos como café, maíz, frijol, mango, plátano o papaya caerá preocupantemente en los próximos meses.

En entrevista, afirmó que no se logrará la autosuficiencia en varios productos, porque el financiamiento para reactivar los cultivos lo usarán los campesinos para darle de comer a sus familias, producto del impacto económico que junto con el de salud son las dos vertientes ocasionadas por la contingencia sanitaria contra el coronavirus.

En ese sentido, sostuvo que los gobiernos municipales gestionen con la SHCP que ésta apruebe que los ayuntamientos usen el Ramo 33, para financiar la producción agrícola en sus municipios, así como proyectos productivos de rápido desarrollo, que ayuden a enfrentar la crisis alimentaria que se avecina.

Explicó que en este momento, los ayuntamientos son los únicos entes que disponen de recursos del Ramo 33, que pueden ser usados para aspectos que ayuden a la sociedad a enfrentar la difícil situación que se ve venir, sobre todo si se tiene en cuenta, dijo, que son momentos en los que es más necesario financiar cultivos de arroz y frijol, que son de rápido desarrollo, para alimentar a las familias, que hacer una cancha o pavimentar una calle.

Tomarán las medidas sanitarias que estén a su alcance, señalan comerciantes de Chilpancingo

En Chilpancingo, tras manifestarse en el ayuntamiento comerciantes de la nave 0 y 1 del mercado Baltazar R. Leyva Mancilla, las cuales albergan los negocios “no esenciales”, de manera organizada reabrieron sus negocios, colocando filtros en diversas entradas, donde se reparte gel antibacterial y se invita a usar el cubrebocas en todo el momento que estén en esta central de abasto.

Los comerciantes indicaron que luego del cierre de sus negocios, el cual duró casi 15 días, sufrieron severas pérdidas y algunos, para poder abrir, tuvieron que invertir hasta 30 mil pesos en insumos.

Las autoridades municipales y del estado han pedido que el cierre se mantenga hasta el 15 de junio, ya que la ciudad de Chilpancingo aún se encuentra en foco rojo, pero ante esto, los comerciantes señalaron que de mantener más tiempo cerrados sus negocios la reapertura no sería una opción; por lo que tomaron la decisión de abrir bajo su propio riesgo y tomando las medidas sanitarias correspondientes y que estén a su alcance.

Además de que poco menos de la mitad de los 190 comercios que comprenden estas naves comerciales, son las que pudieron reabrir sus negocios.

Durante un recorrido en esta zona, los comerciantes aseguraron que todos los comerciantes estuvieron de acuerdo en aplicar las medidas sanitarias para abrir sus negocios; además se permitirá el acceso a los clientes sólo con cubrebocas, no se permitirá el acceso a niños y adultos mayores y los visitantes tendrán que usar gel antibacterial que será proporcionado por los comerciantes.

Los comercios de venta de ropa, calzado, tenis, huaraches, mochilas, productos de belleza, florerías, veladoras, perfumería, juguetes, películas, discos y accesorios de celulares abiertos, además había poca asistencia de personas para comprar sus productos.

En los pasillos y en los negocios había pancartas y anuncios que se leía, “Uso obligatorio de cubrebocas, utiliza el gel antibacterial”, “Aviso importante por disposición informamos a todos nuestros clientes que el uso de cubrebocas es obligatorio”. “Estimado cliente por salud seguimos las recomendaciones del sector salud ante el Covid-19. Uso siempre de cubrebocas. Desinfecte sus manos con el gel que hemos puesto para usted. Mantenga su distancia de 1 m. mientras espera a que lo atendamos. Por su comprensión ¡Gracias!”.

Una vendedora de flores, quien se reservó su nombre, comentó que desde marzo hubo bajas ventas por la declaratoria de emergencia por el Covid-19 y cuando la autoridades federales, estatales y municipales dieron la indicación del cierre de negocios no esenciales, en su caso cerró 12 días su negocio, lo que generó pérdidas económicas de más de 20 mil pesos.

Comentó que para reabrir su negocio invirtió cinco mil pesos para comprar flores y material para hacer sus arreglos orales y venderlos a sus clientes.

“Si nos afectó mucho el cierre de nuestros negocios, tuve que pedir prestado para abrir mi local, porque no tengo otro ingreso que vender mis flores”, dijo la vendedora.

Mencionó que aplicarán las medidas de precaución para evitar los contagios dentro del mercado, por lo que los negocios abrirán de las 8 de la mañana hasta las 5 de la tarde para que no haya aglomeración de personas en el centro de abasto.

El lunes, comerciantes establecidos del centro de la ciudad y mercado central realizaron movilizaciones en la capital, para exigir al alcalde Antonio Gaspar Beltrán que les permitan reabrir sus negocios, por estas acciones lograron acordar que este martes abrir sus negocios, con las medidas sanitarias.

Exigen vendedores de la capital que les permitan reabrir sus negocios

Ante el incremento de operativos y refuerzos estrictos de medidas de sanidad para contener el creciente número de contagios en la capital del estado de Guerrero, se han generado diversas manifestaciones de sector de comerciantes, quienes exigen les permitan reabrir sus negocios y poder evitar caer en un problema económico ante la ausencia de ingresos que ha provocado el cierre de sus fuentes de trabajo.

A pesar de la inconformidad no se ha registrado ninguna queja en la comisión estatal de derechos humanos del estado de Guerrero, y de existir alguna aseguró el presidente de dicha comisión Ramón Navarrete Magdaleno que por primera vez existiría un choque entre los derechos humanos con las medidas de protección a la salud.

Dicho fenómeno detalló el ombudsman Guerrerense podría violar los derechos de los comerciantes ya que no existe un proceso de supervisión, notificación y resolución de la autoridad administrativa en la que se suspenda de manera legal la actividad comercial, pero al no acatar los cierres por parte de los dueños de establecimientos se está vulnerando el derecho a la salud personal y de las familias.

Por lo que en dicho choque de derechos debe de cuidarse que exista un equilibrio para ambas partes, para que un comerciante pueda tener ingresos, pero para que también tome las medidas necesarias para preservar su vida, ya que el riesgo de contagio es inminente a pesar de todas las protecciones que se tomen y nadie está exento de ser vulnerable al virus Covid-19.