Forman colectivo en Atoyac para encontrar a los desaparecidos en la guerra sucia Foto: Especial

Forman colectivo en Atoyac para encontrar a los desaparecidos en la guerra sucia

Escrito por  Dassaev Téllez Adame Sep 09, 2019

Confían que el gobierno de López Obrador ayude para localizarlos con vida

Llaman a las víctimas de los años 60, 70 y 80 que no estén en ninguna organización a sumarse


Chilpancingo, 8 de septiembre. El Colectivo de Esposas e Hijos Desaparecidos y Desplazados de la Guerra Sucia del Municipio de Atoyac de Álvarez, Guerrero (CEHIDAGRO), fue presentado el viernes pasado, y tiene por objetivo encontrar a los desaparecidos de la guerra sucia entre las décadas de los 60’s y 80’s, este colectivo está integrado por familiares de personas que fueron desaparecidas por el Estado mexicano, quienes esperan que la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador haga lo necesario para localizarlos con vida.

En conferencia de prensa, este fin de semana, explicaron que este grupo estará integrado por familiares de personas que fueron victimas de desaparición forzada por el Estado.

El CEHIDAGro arropará a las familias de 13 personas que desaparecieron en la época de la guerra sucia de los años 60, 70 y 80, señalando que este colectivo tiene un registro de 532 casos de personas que fueron desaparecidas en el transcurso de estos años.

Así mismo, hicieron un llamado para que todas las víctimas que no estén dentro de una organización se sumen a su grupo.

“Hoy hay un gobierno federal que está prometiendo que hechos tan dolorosos, donde el presidente de la República ha dicho que crímenes no queden impunes, y el subsecretario de Derechos Humanos tiene la tarea de contribuir al esclarecimiento de los hechos, que no solo esperamos que se aclaren, sino que los criminales sean llevados al juicio”, dijo el activista Arturo Miranda, en voz del colectivo.

Otro de los integrantes, Octaviano Gervasio, dijo que todos los familiares de las víctimas pasaron situaciones muy difíciles: “yo estuve a punto de morirme de hambre”.

También consideró que las desapariciones después de la guerra sucia se dieron por la impunidad con la que han estado operado las instituciones, tales como el Ejército, por lo que enfatizó que una de las demandas principales es que se abran los archivos de la Secretaría de la Defensa Nacional.

“El Ejército sabe todo lo que pasó y no vamos a descansar. Yo señalo al Ejército y al Estado mexicano, al viejo régimen sanguinario y represor del PRI gobierno por la desaparición de nuestros padres y no vamos a descansar hasta que se conozca la verdad”, argumentó.

El colectivo presentó un telegrama firmado en diciembre de 1971 por el secretario de la Defensa Nacional, H. Cuenca Díaz, como prueba de que el Ejército dio órdenes de exterminar a personas involucradas en la guerrilla.

“Ratificase orden- Sentido incremente actividades. Fin- Localizar, hostigar, capturar y exterminar gavillas operan esa región, debiendo utilizar máximo medidas seguridad y buen trato- población civil, coordinando actividades con todos organismos oficiales y particulares afines”, dice el documento.

Clementina Santiago Alvarado, hija del desaparecido Gorgonio Santiago, pidió a las autoridades que no minimicen a buscar los cadáveres de sus familiares, ya que ellos los buscan con vida.