¿Chapuzas en el Poder Judicial?

Escrito por  Feb 06, 2019

El Foro Guerrerense de Abogados se ha prendido de la yugular del Poder Judicial del estado, la cual se resiste a soltar, pero sus funcionarios ni los ven, ni los oyen.

Este 25 de enero demandó al Consejo de la Judicatura del estado aplicar un proceso sin nepotismo en la selección de jueces de control y enjuiciamiento penal.

Ello en referencia a la convocatoria que el referido Consejo publicó para la selección de 20 jueces de control.

Ese día, la presidenta del Foro, Perla Maldonado Ramírez, acusó que la convocatoria fue diseñada para beneficiar a familiares y amigos, y probablemente –abundó– se repetirá lo que sucedió en el proceso anterior, realizado en 2014, en el que prevaleció la simulación, pues antes de la convocatoria ya habían seleccionados a los jueces.

El Consejo de la Judicatura, a pesar de la contundencia del reclamo de favoritismo, no se dio por aludido. Prefirió guardar silencio.

Este 4 de febrero, a 10 días de aquel pronunciamiento, los abogados volvieron a la carga; en conferencia de prensa, exigieron que los exámenes sicológicos y sicométricos que se aplicarán a los 20 jueces estén a cargo de un comité externo al Consejo de la Judicatura, porque, haciendo a un lado la carrera judicial, de los 28 concursantes aceptados, siete son hijos, esposas y protegidos de magistrados, afirmaron.

Mencionaron nombres y apellidos de los supuestos favorecidos: Michelle Espinoza Larios, hijo del consejero Francisco Espinoza Grado; Michelle Román Serrano, hijo del magistrado Raymundo Román Pinzón; Víctor Hugo Nava, hijo del magistrado Félix Nava; Manuel Ramírez Arzeta, hijo del magistrado Manuel Ramírez Guerrero; Génesis Hernández Rodríguez, esposa del magistrado Raúl Calvo Sánchez; Evelin Ramírez Venegas, protegida del magistrado Víctor Alejandro Arellano Justo, y Yolanda Mora, protegida del recién nombrado magistrado Paulino Jaimes Bernandino.

Los abogados son insistentes en exigir que se modifique la selección de jueces de control y enjuiciamiento penal y se dé apertura a los postulantes con las capacidades para ocupar estas plazas.

Los profesionistas saben de qué hablan; su líder, Perla Maldonado, por ejemplo, ya conoce los entresijos del Poder Judicial. Por emprender una lucha de inconformes contra irregularidades al interior del mismo, fue cesada sin mostrar justificación.

Ahora desde fuera lidera las inquietudes de los abogados, quienes se consideran un contrapeso contra lo que llamaron excesos del Poder Judicial.

Lanzan un segundo balón que vuelve a quedar en la cancha del Consejo de la Judicatura, que no ha rebatido los señalamientos de los profesionales del derecho. n