Exigen no votar a favor de Rendón Ramírez como fiscal especial


Chilpancingo, 14 de diciembre. Integrantes del Centro Morelos y colectivos de familiares de personas desaparecidas irrumpieron en el Congreso para exigir a los diputados no votar a favor de la propuesta a fiscal especial en Materia de Desaparición Forzada y Búsqueda de Personas Desaparecidas, María Guadalupe Rendón Ramírez.

Este jueves se tenía programada la última sesión de este periodo ordinario y se esperaba la aprobación de Guadalupe Rendón como fiscal especial en Materia de Desaparición Forzada y Búsqueda de Personas Desaparecidas, por lo que desde las 11 de la mañana, colectivos de familiares desaparecidos de diversas regiones del estado se concentraron en las afueras del Congreso para protestar contra esta posible ratificación a la propuesta enviada por el fiscal general del estado, Xavier Olea Peláez. Sin embargo hasta las 2 de la tarde, los manifestantes no habían tenido respuesta ni atención de los diputados.

En una breve conferencia de prensa, uno de los familiares manifestó que no permitirán que les impongan a una fiscal especial que no representa a las víctimas, “no queremos a la fiscal y si nos las imponen haremos otros tipo de manifestaciones; ahorita venimos en son de paz con las fotos de nuestros desaparecidos, pero si no nos hacen caso empezaremos a utilizar la violencia porque para dejar pasar el tiempo sí son muy buenos y nosotros ya hemos esperado mucho tiempo y no tenemos a nuestros familiares con nosotros”.

Lo que molestó a los manifestantes es que la sesión estaba por empezar y las puertas de cristal que dan al recinto estaban cerradas, lo que no sucede en otras ocasiones, “lo que nos encabrona, y tendremos que empezar a empujar la puerta y entrar por la fuerza, no tenemos armas, no somos delincuentes, no somos vándalos, somos familiares de desaparecidos”.

Ante la negativa de recibirlos, los manifestantes a grito de “¡Justicia!” y “¡Vivos se los llevaron, vivos los queremos!” empujaron las puertas de cristal e irrumpieron al recinto legislativo. “Esta es la casa del pueblo y así nos tratan”, gritó uno de los manifestantes a los escasos diputados que ya estaban en la Sala de Plenos.

Condenan la corrupción y el empobrecimiento permanente


En México persiste la impunidad, la corrupción, el empobrecimiento permanente, y las reformas estructurales solo han servido para golpear más al pueblo, establecieron organizaciones sociales al presentar ayer el contrainforme al quinto año de gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

En una manifestación en el asta bandera, sindicalistas, profesores, campesinos, burócratas expresaron su rechazo a los “spots telenoveleros, con actores pagados” en los que se da cuenta de los logros del gobierno federal.

“Lo cierto es que no hay rubro en la vida del país en la que no haya un rotundo fracaso”, señaló el dirigente del sutcobach en Acapulco, Marco Antonio Adame.

La manifestación fue convocada por diversas organizaciones entre las que destacan la Ceteg, el Suspeg, el Sutcobach, el Sindicato de Telefonistas, los opositores a la presa La Parota, el CBAEMS, militantes de Morena, trabajadores de la salud, ambientalistas y algunos otros, para realizarse en el asta bandera del Parque Papagayo, bajo un solo ardiente.

Los representantes de las organizaciones se turnaron para leer cada uno un fragmento del documento de varias hojas. Alfredo Ramírez García, secretario general del Sutcobach, por ejemplo, inició con la lectura donde se menciona que el informe presidencial está “plagado de mentiras, lleno de falsedades, que no debemos dejar pasar por alto y aceptar calladamente”.

Mantendrán su plantón en la Promotora Turística, indican


Familiares de los dos activistas que fueron desaparecidos cuando fueron asesinados el líder transportista Juan Mendoza Tapia y su esposa, demandaron a la sociedad no ser apática ante las desapariciones.

“Aunque no les haya tocado, deben saber que nadie está exento, y no debemos acostumbrarnos a que se desaparezca y se asesine a la gente; nadie tiene derecho a hacer eso”, señaló César Suárez Martínez, padre de uno de los desaparecidos.

En noviembre de 2016, Ramiro Galindo Salomé y César Suárez Cisneros, acompañaban al líder transportista Juan Mendoza Tapia, quien se dirigía a Chilpancingo con su esposa Carolina Santos Delgado. Fue la última vez que los vieron; días más tarde el transportista y su esposa fueron encontrados asesinados, pero de los acompañantes no se sabe nada hasta ahora.

En ocasión de conmemorarse el Día Internacional de Víctimas de Desaparición Forzada, los familiares de los dos jóvenes desaparecidos ofrecieron una conferencia de prensa. Suárez Martínez, padre de César Suárez Cisneros, señaló que su hijo y Galindo Salomé tuvieron la mala fortuna de estar en un lugar equivocado ya que al parecer sus atacantes no tenían problemas con ellos, sino con el transportista.

Sin embargo, dijo que de todas maneras nadie tiene derecho de asesinar, ni de desaparecer a nadie, además de que los cuatro desaparecidos luchaban desde antes por la presentación con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa y otros, propios y ajenos, que han desaparecido en la entidad.

Archivo

« Octubre 2020 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31