Simulación

Ene 22, 2018

Según la apreciación del delegado de la Secretaría de Gobernación (SG) en Guerrero, Ramiro Ávila Morales, es necesaria la construcción de los cuarteles que anunció la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) en Teloloapan y Chilapa, debido a que se han incrementado los hechos violentos en esos dos municipios de la entidad.

Si la erradicación de la delincuencia en la entidad dependiera del aumento de soldados –habrá que apuntar–, desde hace tiempo la inseguridad fuera un asunto del pasado.

Seguramente la construcción de ambos cuarteles en sitios altamente vulnerables traerá beneficios, ni qué dudarlo, pero de eso a que sea la respuesta adecuada al aumento de la violencia, habrá que analizarlo a conciencia.

Para el periodista, Alejandro Guerrero, va mi solidaridad.

El profesor investigador del Instituto Internacional de Estudios Políticos Avanzados, de la Universidad Autónoma de Guerrero, doctor en Ciencias Políticas, Gabino Solano Ramírez, investigador nacional por el Conacyt y Perfil Prodep de la SEP, además de coordinador de la maestría en Ciencias Políticas de la UAGro, es el autor del ensayo en mención.

En las factores de violencia urbana, el caso de Acapulco, Guerrero, se describen las características del entorno social, desarticulado y potenciado en servicios que ofrece el Estado y los altos niveles de percepción de corrupción de los servidores públicos aplicadores de justicia, en un trabajo sobre el análisis que tiene su origen en la aplicación de encuestas ciudadanas, entrevistas semiestructuradas y el seguimiento del tema en diarios locales.

El panorama de la violencia en Acapulco, señala que a partir del 27 de enero de 2006, inicia una cruenta guerra entre grupos del crimen organizado con los acontecimientos en la garita del puerto de Acapulco y marca uno de los inicios de los enfrentamientos de los grupos delictivos por el control del territorio y que marca un antes y un después en el fenómeno de la violencia criminal que ha impactado a amplios segmentos de la población con impacto en diferentes procesos sociales y que además ha desafiado a las estructuras sociales del nivel político.

La violencia en el puerto se ha recrudecido en los últimos años con el aumento de los homicidios dolosos que superan la media estatal y nacional, los momentos más críticos se registraron entre los años 2011 y 2015, particularmente en 2012, cuando se contabilizan 148 homicidios por cada 100 mil habitantes, 120 homicidios por encima de la media nacional y 82 arriba del promedio estatal.

Piden al alcalde hacer un plan emergente


A más de dos meses que fue declarada la alerta de género en ocho municipios de Guerrero, el gobierno municipal de Acapulco acordó emprender acciones contra la violencia de género, durante la segunda sesión ordinaria del Sistema Municipal para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres.

Ayer en la sala Juan R. Escudero del ayuntamiento Papagayo se llevó a cabo la reunión institucional del sistema integrado por funcionarios municipales, representantes de instancias del gobierno estatal y de organizaciones civiles.

Fue encabezada por el alcalde Evodio Velázquez Aguirre y su inicio se prolongó alrededor de media hora, debido a que solo estaban presentes 14 de 29 miembros y se dio un receso para que hubiera quórum, incorporándose otros seis integrantes.

Es lamentable que en muchos casos, por un lado, nadie salga al paso cuando fustigan al gobierno del estado, inclusive a su titular, cuando existen argumentos de defensa suficientes.

También lo es porque no se le respalda, a veces, ni en lo mínimo, por las obras y acciones que ha emprendido, y que no saltan tanto a la vista, debido a que son opacadas, cierto, por el clima de violencia o inseguridad en que se ha encontrado el país, con Guerrero, claro, incluido.

El domingo pasado el propio gobernador Héctor Astudillo Flores, en Huamuxtitlán y Copanatoyac, anunció una inversión de cien millones de pesos en beneficio de ambos municipios, ubicados en La Montaña. Presumió que “somos el gobierno que más veces ha estado presente” en esa región.

El lunes anterior informó que el ciclo escolar fue iniciado en el 99 por ciento de las escuelas, contra lo que pudiera pensarse en el sentido de que el clima de violencia ocasionara el regreso a clases de un menor número de alumnos y docentes, como se ha llegado a ver en esta entidad federativa.

Este martes aseguró que “Guerrero ha recibido a más de 20 millones de turistas que han generado una derrama económica superior a los 87 mil millones de pesos, además de incrementar de 8 a 64 el arribo de cruceros para este año, y recuperar 15 nuevos vuelos directos para Acapulco y Zihuatanejo, logrando obtener cifras record en ocupación hotelera en cada temporada vacacional”.

Estuvo en gira de trabajo por La Montaña, pues, en pleno fin de semana. Ahora –atajó– “en el país, el tema de la inseguridad es un asunto muy grave, pero no hay que dejarlo de enfrentar todos los días con una gran determinación, aunque lo insulten a uno los malosos. Eso no importa. Por algo lo insultan a uno. Yo prefiero que me insulten los malosos a que me echen aplausos los malosos. Por eso seguimos firmes”, afirmó.

A las poblaciones sólo ha regresado la mitad de la población desplazada, señala
“Sufren por el desplazamiento forzado, secuestros, asesinatos, desapariciones forzosas, entre otras”
El Colectivo Siempre Vivos presentó una queja ante autoridades estatales por la desatención al sector


Chilapa, 20 de agosto. Las comunidades indígenas han sido las más afectadas por el tema de la inseguridad y la violencia que vive el estado de Guerrero, por ser pobres, discriminadas, no tener acceso a la justicia y a quienes no se les repara el daño por ser víctimas; o ser forzadas a abandonar sus pueblos por amenazas del crimen organizado, lamentó José Díaz Navarro, presidente del colectivo Siempre Vivos.

El colectivo de familias de personas desaparecidas Siempre Vivos, ha promovido una queja ante las instancias de seguridad del gobierno del estado por la discriminación de la cual son objeto las familias indígenas víctimas de la violencia.

José Díaz Navarro vive fuera de su natal Chilapa por las diversas amenazas en su contra de los grupos del crimen organizado, actualmente cuenta con medidas cautelares. A su regreso al municipio, aseguró que actualmente continúa con los mismos niveles de inseguridad, que las desapariciones forzadas han disminuido pero que los homicidios dolosos van en aumento. “Según datos documentados en Chilapa se han registrado de enero a la fecha 155 homicidios dolosos, la mayoría de estos homicidios son personas que han sido desmembradas, sin brazos, sin cabeza, calcinados”, subrayó.

Archivo

« Enero 2018 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31