En Cocula, dos de los vehículos de la Gendarmería que ingresaron a la mina de Media Luna. En Cocula, dos de los vehículos de la Gendarmería que ingresaron a la mina de Media Luna. Foto: Raymundo Ruiz Avilés

Arriba un convoy de efectivos de la Gendarmería a la minera Media Luna

Escrito por  Raymundo Ruiz Avilés Nov 14, 2017

En caso de un desalojo pararán labores en minas de Filos y Carrizalillo, advierten

Unos 130 agentes se dirigieron hacia las instalaciones de la extractora en seis camionetas y un camión


Cocula, 13 de noviembre. Un convoy de seis camionetas y un camión pesado con al menos unos 130 oficiales de la Gendarmería, llegaron esta tarde al sitio del paro que tienen los mineros inconformes fuera de la minera Media Luna, y se dirigieron hacia las instalaciones de la extractora sin mediar palabra.

Los paristas se alertaron cuando vieron a los lejos la presencia de la Gendarmería, alrededor de las 3:30 de la tarde cuando el convoy se fue acercando hasta llegar al lugar de los trabajadores en paro.

Después, solo con la mirada y montados en las unidades, los policías cruzaron el paro obrero e ingresaron sin mediar palabra, hacia las instalaciones de la unidad minera.

La aparición de los oficiales federales, hizo alertar a pobladores de los cuatro pueblos cercanos que están apoyando el paro obrero, quienes desde la semana pasada, desconocieron a su gremio, el Sindicato Nacional de Trabajadores Permisionarios del Autotransporte, Similares y Conexos de la república Mexicana de la CTM, y buscan unirse al Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana (Sntmmsrm) de Napoleón Gómez Urrutia.

Por lo que mineros de las secciones 269 y 270 del Sntmmsrm, advirtieron que en caso de que haya un desalojo de la gendarmería en contra de los mineros de Media Luna, pararan labores de las minas de Filos y Carrizalillo, para unirse a las manifestaciones.

Para el delegado en Guerrero del Sntmmsrm, Indalecio Pérez Morones la presencia policiaca en el lugar es “un hostigamiento de gobierno”.

Calificó de “una agresión que el gobierno esté reprimiendo a un grupo de mineros que buscan tener su organización sindical; que por ley y la misma Constitución lo permiten”.

 

No permitirán un desalojo

Denunció que la llegada de los oficiales conlleva a pensar que la empresa “tiene un plan, para tratar de meter miedo o bien pretenden hacer un desalojo”.

Dijo que los mineros en paro laboral, más no en plantón no permitirán el desalojo. “Cuando llegaron las patrullas, en ningún momento se les bloqueó, sino que hubo libre paso, porque los trabajadores no están en plantón están en paro, fuera de las instalaciones y no obstruyen las entradas ni los trabajos que hacen”.

Llamó al gobernador Héctor Astudillo Flores para que intervenga ante la Junta federal de Conciliación y Arbitraje, y se pueda hacer el recuento en la mina, para que los mineros puedan elegir a su sindicato y con eso se termine el problema.