Padres de menor de Tecpan piden dinero para pagarle un transplante de riñón Foto: Rodolfo Valadez Luviano

Padres de menor de Tecpan piden dinero para pagarle un transplante de riñón

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano Mar 04, 2018

El Seguro Popular no cubre enfermedades renales; sólo le da medicina para el dolor, señalan

De acuerdo con los estudios que le hicieron y el diagnóstico del médico, urge un trasplante al adolescente


Tecpan, 3 de marzo. Debido a que el Seguro Popular no cubre las enfermedades relacionadas con los riñones, los padres del menor Ricardo Alejandri Salas, recorren las calles de Tecpan para pedir dinero a la población y reunir cierta cantidad de dinero para pagar el trasplante de riñón que necesita el adolescente. 

La ansiedad por ayudar a su hijo, hizo que los tutores convocaran a los reporteros de diferentes medios de comunicación para que a través de éstos se conozca el caso del adolescente, en espera de la llegada de posibles donaciones económicas de la misma sociedad. Los doctores del Seguro Popular fueron contundentes: ese sistema no cubre enfermedades renales y lo único que hacen es darle al muchacho medicinas para calmar sus dolores y la inflamación de la panza cada vez que padece esos males, contó María de Jesús Salas Reyes, madre del enfermo. 

En entrevista, contó que el problema de su hijo existe desde que éste nació hace 15 años, y es un padecimiento con el que han batallado todo el tiempo, “pero por la falta de dinero porque somos una familia humilde, no podemos darle a Ricardo los tratamientos que requiere”, lamentó la mujer. De acuerdo a la página en Internet del Seguro Popular, este sistema no cubre la atención médica de los pacientes con insuficiencia renal y tampoco está incluida en el Fondo de Protección contra Gastos Catastróficos del mismo Seguro Popular.

Por esa situación los padres de Ricardo se vieron obligados a buscar ayuda en otras instituciones de salud hasta llegar al hospital Federico Gómez en la Ciudad de México, donde lo atendieron hasta agosto del año pasado, porque se quedó sin dinero para pagar el viaje. 

Para llevar a su hijo a la capital del país, María de Jesús contó que tuvo que vencer sus miedos, pues jamás había estado en esa ciudad, y subirse junto con su hijo a un camión cargado de papaya para llegar a su destino. Allá “por lo que me encomendé sólo a Dios y recé para que las cosas salieran bien porque las dejaba en sus manos”, apuntó en su narración. 

El padre, Ricardo Alejandri Hernández, se quedó sin trabajo recientemente, lo que aprieta aún más la situación respecto a su hijo, y descarga toda la responsabilidad económica en la mujer que mantiene prácticamente la casa con la venta de quesos que realiza los domingos en Acapulco. 

Relató que de acuerdo a los estudios más recientes que le hicieron al menor y al diagnóstico que emitió el médico en la última consulta hace seis meses, es urgente el trasplante de riñón, por lo que desde esa fecha, la pareja decidió iniciar su peregrinar por las calles para juntar el dinero que requieren para pagar la operación, y abundó que para eso, esperan también conocer los resultados de otros estudios que le practicaron a un hermano del muchacho, que ofreció donar su órgano, para determinar si su riñón es compatible con el enfermo.