Imprimir esta página

Reducir la transmisión y retransmisión del VIH

Escrito por  Sergio Ferrer Feb 19, 2018

A finales de julio del año pasado algunos medios de comunicación difundieron una versión aparentemente dada por la coordinadora de Análisis Clínicos de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro), Modesta Bahena, en la que se enunció que de 16 mil muestras tomadas a estudiantes por lo menos 5 por ciento dieron “positivo al síndrome de inmunodeficiencia adquirida” (sida). Días después, el relecto rector, Javier Saldaña Almazán, desmintió en un comunicado que 5 por ciento de estudiantes tuvieran sida y que fuera obligatoria la prueba de laboratorio para ingresar a la máxima casa de estudios.

De lo anterior pudimos observar que no hubo una respuesta objetiva frente a la información mal planteada de un problema de salud prevenible. Más allá del deslinde del tema en aquel momento, los declarantes omitieron utilizar un lenguaje no discriminatorio replicando la desinformación, dejando ver su empolvada atención al tema.

No es lo mismo VIH que sida. VIH es el virus de la inmunodeficiencia humana, que ataca las defensas del cuerpo, debilita al sistema inmunológico que nos protege de infecciones y enfermedades. No es mortal, detectándolo y comenzando tratamiento oportuno; se controla y se evita el sida, que es el síndrome de inmunodeficiencia adquirida, que es el conjunto de signos y síntomas.

Para noviembre, en otra nota sobre una campaña de prevención de VIH, en entrevista  un funcionario de la UAGro habló utilizando términos incorrectos, como contagio; por su parte, una funcionaria del sector salud, apuntó que es un combate en una batalla, respecto a los esfuerzos de prevención de  transmisión del virus de inmunodeficiencia humana.

El 25 de aquel mes, otra nota informativa dejó ver que Acapulco ocupa el primer lugar de transmisiones con 49 por ciento de casos, enumerando después varios  porcentajes por región. El año pasado, según la nota, hubo 81 nuevos casos de VIH en Guerrero; de éstos, el mayor número de retransmisiones o transmisiones ocurrió en Chilpancingo.

Es importante que para hablar del tema utilicemos términos correctos, para no vulnerar a las personas que viven con VIH o alejar del tema  a las personas que han tenido prácticas de riesgo y deben hacerse una prueba de anticuerpos. Por ejemplo, no es contagio de VIH, es transmisión de VIH; existen infecciones de transmisión sexual, no enfermedades; es prueba de anticuerpos, no prueba de sida.

En una práctica sexual de riesgo confluyen el VIH, una puerta de entrada y fluidos que transportan. Los fluidos en los que sobrevive el virus son sangre, semen, líquido preyaculatorio, fluidos vaginales y leche materna. El virus al contacto con el aire sobrevive alrededor de 10 segundos. Las puertas de entrada para el virus son ojos, boca, ano, heridas expuestas con profundidad, pene y vagina. La vía más común de transmisión es la vía sexual, sexo anal, vaginal y oral sin protección. La vía sanguínea, que es el intercambio de jeringas de personas usuarias de drogas inyectables, transfusión sanguínea, y la vía perinatal, cuando una mujer embarazada sin tratamiento puede transmitir el VIH a su bebé antes y durante el parto, y en la lactancia.

Sin ser una clase exhaustiva, abordaremos el tema con la intención de que se desmitifique, de que se ponga mucha mayor atención al tema. El virus NO se transmite por picadura de mosquito, tener contacto con sudor, lágrimas, orina, cerilla y saliva, por compartir el baño, por besos o abrazos o compartir comida. ¿Cómo se previene? Con sexo protegido, usando condón masculino o femenino, con diques dentales o dedales. Utilizar material nuevo o esterilizado. También con sexo seguro, que son prácticas donde no hay intercambio de fluidos corporales, como la masturbación y las caricias.

Del tratamiento. Estar en tratamiento reduce en más de 90 por ciento la transmisión del virus. Si tuviste una práctica de riesgo, existe un periodo de ventana, o sea el tiempo que tarda el organismo para generar anticuerpos suficientes como para que sean detectados por una prueba rápida, que por derecho debe ser gratuita y confidencial. En la actualidad hay pruebas que son muy rápidas: con un piquete en el dedo se obtiene algunas gotas de sangre, se combinan las soluciones, y en un minuto se tiene el resultado. Puede haber resultados no reactivos, pero si tienes una vida sexual activa y no usas condón, es importante que te hagas la prueba por lo menos cada 3 o 6 meses. Si salió reactivo, se aplica una segunda prueba de marca diferente, y de salir reactiva, hay una vinculación médica y existe acompañamiento.

Algunos de ustedes recordarán el tema de la Sonora Dinamita de 1985 “El sida”, que anunciaba que era “la nueva enfermedad que está matando a la gente, no respeta la edad ni tampoco se detiene… el sida…”. Bueno ahora a 33 años tendríamos que decirles a Margarita o a la Sonora que sería buena una capacitación para que hicieran una nueva versión de aquel cumbión que hable del VIH.

Cito lo anterior porque existe una campaña que vincula a embajadores musicales, que con un lenguaje renovado y fresco busca reducir la tasa de (re)transmisión del VIH por vía sexual en poblaciones jóvenes (13-29) y en adultos por poblaciones segmentadas (30-35,40-45) con una campaña de prevención, acceso a pruebas rápidas y atención a VIH reactivos(as).

Se trata de la campaña Mantén la Promesa, promovida en México por VIH; no es una banda de rock con apoyo de la Fundación AHF (Aids Healthcare Foundation), entre cuyos fines está educar a la población acerca de la importancia que tiene la prueba rápida de VIH, destacando su carácter de rápida, gratuita y confidencial.

Después del trabajo de la pionera AHF con esta campaña en la Ciudad de México, los horizontes se extenderán a cuatro regiones del país, por medio de redes sociales y presencia en conciertos o eventos, para lo cual es necesario que existan alianzas entre la fundación e instituciones educativas, órganos desconcentrados de los tres niveles de gobierno que abran las puertas a la campaña.

En Guerrero, se gesta un trabajo que busca fortalecer a las juventudes para que cuenten con las herramientas necesarias de prevención en cualquier municipio en el que se encuentren y en cualquier idioma que hablen; alejar la vulnerabilidad y dar paso a la conciencia gracias de diversos grupos musicales, influencers y demás personas que decidan involucrarse, para quienes, dicho sea de paso, la convocatoria está abierta.

Resulta importante sensibilizar a la población acerca de la importancia que tiene la detección y atención temprana de VIH. Empoderar a las mujeres acerca de la importancia de traer condón y exigir sexo protegido. Promover el hábito de utilización correcta y consistente del condón y la resignificación de la(s) creencia(s) que dicha población tiene sobre la prueba rápida de detección de VIH.

El domingo de carnaval en Tlapa empezó Mantén la Promesa en La Montaña de Guerrero. Brianda, Miss Universo Tlapa gay, y un grupo de jóvenes de la comunidad LGBTTI, desfilaron por las calles regalando condones y dando tips básicos; hallaron que existe desinformación, pero también interés de la población por saber más. Asimismo, músicos que quieren contribuir al esfuerzo que realiza AHF México. n